2

Las pajas mentales

El otro día estaba hablando con una chica, cuando salio a relucir uno de los grandes temas que diferencian a los hombres de las mujeres, y que evidentemente llevo al intercambio de opiniones. Ya me diréis de que lado estáis.

Ella defendía la idea de que los hombres somos propensos a comernos la cabeza y como define ella, llenarnos la cabeza de “pajas mentales”. A que es debido esa afirmación por parte de ella, pues muy simple, el hombre no exterioriza sus sentimientos, y que por tanto se lo guarda para si mismo, no dejando que las cosas salgan de su mente. En cambio las mujeres, se cuentan entre sus amigas sus sentimientos más intimos, y por tanto al explicárselo, consiguen sacarlo de la mente, y por tanto no hacerse dichas “pajas mentales”.

Se puede decir que en un principio estoy de acuerdo con esa afirmación. A los hombres nos cuesta contarnos cosas entre nosotros, somos más reservados, y muchas cosas preferimos no contarlas antes de ir por ahí explicándolo a los cuatro vientos. En eso estoy de acuerdo con la chica, pero en cambio he de llevarle la contraria referente a hacernos “pajas mentales” con nuestros problemas.

El no contarlo a nuestros amigos, no quiere decir que estemos todo el día comiéndonos la cabeza con los problemas. Como ya he dicho en varias ocasiones, los hombres para lo bueno y lo malo, somos simples, por lo que nuestro cerebro no necesita reiterativamente explicar lo que sucede para desahogarse. Lo contrario pienso de las mujeres, aunque hablen con sus amigas de cosas que las inquieta, se irán a casa y seguirán inquietándolas. La complejidad de las mujeres, hacen que sean adictas a darle vueltas y vueltas a cosas que a los hombres nos parecen tonterías (siempre bajo nuestro punto de vista).

Yo intento seguir una premisa, aunque no siempre la consigo por desgracia mía. Si tienes un problema, haz lo posible para solucionarlo y que deje de ser un problema, y si no lo puedes solucionar, no te preocupes, y así dejará de ser un problema. Si es lo que digo, los hombres somos simples.

  • Ana

    Puede que por eso las mujeres tengan más depresiones que los hombres..puede que no sea bueno “comerse tanto la cabeza”. Se vive más feliz sin darle tantas vueltas a las cosas.

  • Anonymous

    Por mi experiencia comersela olla, rallarse o tener pajas mentales(esto ultimo no es reirse?, jaja) no depende de ser hombre o mujer. Tampoco depende del sexo lo de exteriorizar sentimientos mas bien es como sea cada uno, su personalidad. Lo que si, que culturalmente no se ve tan mal que una mujer exteriorice sentimientos que no un hombre. Por cierto, no todos lo hombres son simples tambien hay que les gusta complicarse y resultan bastante cansinos.